Nivel

Lee el resumen
en nivel básico
Escucha y lee
Download


¿Sabías que antes de la evangelización y el surgimiento de la Virgen de Guadalupe en México se adoraba a Tonantzin, una de las deidades más importantes de Mesoamérica? Para los mexicas era la diosa de la vida y fertilidad, la madre tierra. Su templo de adoración resulta estar exactamente en el mismo lugar donde hoy se ubica la Basílica de Guadalupe. ¿Casualidad? ¿Sigue viva esta diosa antigua? Aquí te contamos qué saben y piensan los mexicanos sobre esta diosa. Si algo está claro es que Tonanztin y la Virgen de Guadalupe no son la misma…

Texto: Cory Unverhau
País: México

ada 12 de diciembre los mexicanos, junto con millones de peregrinos de diversos países latinoamericanos, celebran a la Virgen de Guadalupe. Hasta la “Basílica de Guadalupe”, el segundo centro católico más visitado del mundo ubicado en Ciudad de México, llegaron, en 2016, más de 4 millones de fieles.

A esta virgen se le conoce también como la “Patrona de la Nación” o la “Virgen Morena”. Efectivamente, todas sus representaciones tienen un rostro oscuro, lo que me confundió y me llevó a preguntarles a mis amigos mexicanos sobre su origen y significado. Ahí fue que escuché por primera vez el nombre de Tonantzin, una antigua diosa indígena. Su veneración se hacía en el cerro de Tepeyac, justo en el mismo lugar de la ahora Basílica de Guadalupe.

Entonces, ¿Tonantzin y la Virgen de Guadalupe, la madre de Jesús, son la misma o se dio un sincretismo entre las dos? Para encontrar respuestas a mis dudas, me di a la tarea de entrevistar a varios amigos provenientes de diferentes partes de México que tienen distintos conocimientos y posiciones respecto a la figura de Tonantzin.

La gran diosa

Según cuenta Azucena Vargas de Oaxaca, antes de la conquista española existía un templo de devoción a la diosa Tonantzin que quiere decir “nuestra madre”. Ahí hacían sacrificios a honra de esta divinidad y traían muchas ofrendas. Tonantzin para los mexicas era la madre de los dioses y de todo lo que existe, la cuidadora y dadora de vida, la protectora de las mujeres y la proveedora de alimentos y medicinas.

Tonantzin era una mujer representada con la vestimenta decorada de serpientes y caracoles y sus pies poseían garras afiladas. “Las mujeres de esa época la imitaban peinándose como ella, ya que se creía que podían ser más fértiles”, agrega Eva López de Chiapas.

“A Tonantzin también se le llama Chimalma, la madre de Quetzalcóatl, una de las principales deidades de las civilizaciones prehispánicas”, cuenta Marisol Giménez de la Ciudad de México. Era la gran diosa, la máxima deidad tanto para los aztecas como para los mayas.

Durante la construcción del metro en la capital del país, hallaron una piedra muy grande de 24 toneladas de peso, y en vez de destruir el monolito de Tonantzin, lo preservaron “porque la diosa, después de haber estado cubierta por mucho tiempo, se tenía que expresar y volver otra vez a la luz”, agrega Marisol. El monolito-escultura de Tonantzin se puede ver en el Museo de Antropología e Historia de la Ciudad de México.

Desde muy joven Marisol se interesó por las culturas originarias de Mesoamérica. Leía libros de su abuelito sobre la antigua deidad. Incluso le puso a una de sus hijas el nombre Tonantzin para fomentar la relación con la madre tierra, la fertilidad, el amor y mantener viva a la diosa y todo lo que esta simboliza.

Sepultada por la iglesia

Varios de los entrevistados están convencidos de que la diosa Tonantzin fue sepultada por la iglesia Católica y a la vez utilizada en la conquista española para aprovecharse de los cimientos ideológicos ya existentes y establecer su propia religión. No es casualidad que en el sitio del templo de adoración a Tonantzin, se erigiera lo que se conoce actualmente como la Basílica de Guadalupe, donde se venera a la madre de Jesús de Nazaret, la Virgen de Guadalupe o la Virgen María.

“Creo que se utilizó a la deidad para someter a los indígenas al catolicismo y se les hizo creer que Guadalupe era igual a Tonantzin” , destaca Azucena, para quien Tonantzin representa sus raíces y parte de la historia de su país. Según ella, se perdió tanto sobre la diosa que muchas personas no distinguen entre ella y Guadalupe debido a que toda la cultura y las tradiciones relacionadas a la deidad fueron destruidas.

Eva, cuya familia es fiel devota a las tradiciones y costumbres relacionadas con la Virgen de Guadalupe, también toma una posición crítica ante el tema de Tonantzin. “Sin lugar a duda, lo que buscaban los españoles era evangelizar a todos los nativos y como los mexicas adoraban a Tonantzin me parece que fue una buena oportunidad para sepultar las imágenes en las que creían”. Cabe mencionar que Eva no es devota a la imagen de la Virgen de Guadalupe.

Igual que Eva y Azucena, Eduardo Martínez de Tuxtla, Chiapas, sostiene que la iglesia hizo que muchas personas olvidarán a Tonantzin por completo al eliminar toda información sobre ella. Critica que además en los diferentes niveles de educación, no se les enseñe a los mexicanos sobre Tonantzin, el tipo de ofrendas que se le daban y su historia, por lo que se desconoce totalmente a la diosa.

“Habrá que darle a esas tradiciones el lugar que se merecen dentro de la enseñanza, pero se le ha negado mucho tiempo; de esta manera cobrarían más importancia en la sociedad”, sostiene Eduardo. Asegura que en muchos casos la esencia de esas tradiciones antiguas se desconoce y son poco valoradas, lo que a su vez ayuda a que la iglesia de alguna manera siga sepultándolas.

Aún sigue viva

Patricia Gómez de la comunidad de Romerillo, Chiapas, es una ferviente devota que lleva más de 20 años adorando a la Virgen de Guadalupe. Cuenta que desde que era niña la divinidad ha sido un ídolo, un ejemplo a seguir y la razón de ser. “Hizo un gran sacrificio por su hijo, es también mi madre, por eso la debo respetar y agradecerle”. Su familia y ella son muy devotas a la virgen y celebran el 12 de diciembre en su honor (ver recuadro).

Aclara que no conocía el término “Tonantzin” hasta que participó en un grupo de música tradicional en 2011, donde tocaban una canción de Lila Downs “Nana Guadalupe” del documental “Hecho en México”. La canción habla de Tonantzin y Guadalupe como una misma figura. Patricia llegó a pensar en Tonantzin y Guadalupe como un solo personaje por la cultura y creencia de su comunidad donde la gente va a las iglesias católicas y veneran a “Jme´tik Guadalupe”, nuestra madre Guadalupe.

Para Marisol, Guadalupe es el renacimiento de Tonantzin, y no fue sepultada por la iglesia. Más bien, dice, “se dio un sincretismo entre ambas”. Comenta que, como los pueblos originarios tenían una cosmovisión muy arraigada, los conquistadores no pudieron entenderla en su complejidad ni eliminarla pese a la imposición de su propia religión, le pusieron un rostro moreno a la Virgen de Guadalupe que se asemejaba mucho a Tonantzin para que la gente la aceptara.

“La iglesia no quiso sepultar a Tonantzin sino renovar y revivirla para retomar lo que simbolizaba y representaba en su momento esa deidad. Esa mezcla logró fortalecer la relación con la naturaleza y el universo, la cual era muy poderosa en las culturas originarias como los aztecas o mayas”, según concluye Marisol.

Día de Guadalupe

Tal vez la fiesta religiosa más importante de México sea el 12 de diciembre, día que se celebra a la Virgen de Guadalupe. Por este motivo en todo el país las personas festejan con misas, danzas, bailes y ferias. Miles de peregrinos recorren kms de distancia para llegar a la Basílica de Guadalupe y rendirle tributo.
Eva López cuenta cómo festeja su familia ese día. El 10 de diciembre visten a los niños pequeños con un traje regional y los llevan a la iglesia para presentarlos ante la virgen. Los niños simbolizan al indígena Juan Diego a quién, según la tradición católica, se le apareció la virgen en tres ocasiones en 1531.
Varios de los primos de Eva se van un mes antes a otros lugares fuera o dentro de Chiapas para pedir favores o agradecerle a la virgen. Para esto, se preparan todo un año. Van corriendo hasta el lugar de destino y regresan a San Cristóbal de las Casas el 12 de diciembre para subir a la iglesia, donde escuchan misa y concluyen con su promesa. A estas personas que corren se les llama “antorchistas”.
A las 0:00 horas un grupo de mariachis o estudiantes cantan las mañanitas a la virgen. A las 6:00 AM, se hace un rezo y posteriormente se comparte de nuevo pan, ponche, café, dulces y tamalitos.







feedback
name@beispiel.com

Versión Principiantes – A2


Tonantzin, la Virgen María "morena"


Cada 12 de diciembre más de 4 millones de peregrinos, mexicanos y extranjeros, van a la Basílica de Guadalupe, en la Ciudad de México, para celebrar a la "Virgen Morena" o la "Patrona de la Nación".

Lo interesante es que antes de que en 1531 se le apareciera la Virgen Guadalupe al indio Juan Diego, los mexicas veneraban a la diosa Tonatzin, que tenía su templo en el mismo lugar donde hoy está la Basílica Guadalupe.

Tonatzin era considerada por los mexicas, habitantes de la antigua Ciudad de México, una gran diosa. Era la madre de los dioses y de todo lo que existe; la cuidadora y dadora de vida; la protectora de las mujeres; y la proveedora de alimentos y medicinas. Tonantzin, que quiere decir "nuestra madre" era venerada por aztecas y mayas mediante ofrendas.

En general, los mexicanos consideran que los españoles usaron la creencia en Tonantzin y la reemplazaron por la Virgen Guadalupe. Así se generó un sincretismo y lograron establecer la religión Católica.

"Creo que se utilizó a la deidad para someter a los indígenas a la religión católica y se les hizo creer que Guadalupe era igual que Tonantzin" , destaca Azucena, para quien la diosa representa sus raíces y parte de la historia de su país.

Lo cierto es que no existe mucha información sobre la diosa Tonantzin y la veneración que le tenían los indígenas mesoamericanos; no se enseña en la escuela, así que pocos saben de su existencia. Ese fue el caso de Patricia Gómez, una devota de Guadalupe, quien conoció sobre la diosa en 2011 y también piensa que se fusionó a Tonantzin con la Virgen María.

Así, Tonantzin parece haberle dado vida a la "Virgen Morena", y ahora cada 12 de diciembre, en todo el país las personas festejan con misas, danzas, bailes y ferias.

Comprensión

A continuación verás las preguntas de comprensión del texto. Lee y escucha el texto para responder a las preguntas. (Te recomendamos leer primero y escuchar después)

Tonantzin, la Virgen María “morena”

Quiz

 

Gramática y Usos

A continuación encontrarás dos documentos PDF con la explicación del Uso y Gramática.

A1 ‘ Presente Regular del Indicativo

B1 ‘ Presente del Subjuntivo Conjugación .

Vocabulario

Tonantzin, la Virgen Morena

Vocabulario Resumen

¿Quieres conocer más sobre México?

Descubre sus imágenes, sonidos y sabores:

¡Viaja y aprende!